iglesia de Biet Ghiorgis 

Qué visitar, ver y hacer en un viaje a Etiopía.

Qué visitar, ver y hacer en un viaje a Etiopía.

Visitas que no pueden faltar en un viaje por el norte del país de Etiopía como: la capital Adís Abeba, y en ella, el museo etnológico, el museo nacional de Etiopía. En Bahir Dar, las cataratas del Nilo Azul, un paseo en barco por el lago Tana, el monasterio de Azuwa Maryam y la iglesia del monasterio de Ura Kidane Meret. En Gondar, el castillo de Fasilidas, el castillo del emperador Iyasu I, los baños de Fasilidas, la iglesia Debre Birhan Selassie. En Lalibela, las 12 iglesias: Bet Maryam, Meskel, Mikael, Golgotha, Danaghel, bet Urail, Medhane Alem, Bet Giyorgis, Bet Amanuel, Merkorios, Abba Libanos, Gabriel-Rufael. En Aksum, el campo norte de Estelas, la tumba de la Puerta Falsa, la iglesia nueva de Santa María de Sion, los baños de la reina de Saba, etc.

Etiopía está situada en el cuerno de África, en la región del África Oriental, siendo el segundo país más poblado de África, detrás de Nigeria y el tercero del mundo, tiene una superficie de 1.140.000 km2. Es el país africano con mayor número de monumentos declarados Patrimonio de la Humanidad por la Unesco
¿Sabías qué Etiopía nunca ha sido colonizada? siendo independiente durante toda la repartición de África, bueno excepto por un periodo de 5 años (1936-1941) que fue ocupada por Italia.

Si hablamos de Etiopía a todos nos viene a la cabeza, su café, iglesias rupestres ortodoxas, tribus, poblados, naturaleza, sus Parques Nacionales, las cataratas del Nilo Azul, pero Etiopía ofrece mucho más
¿Nos acompañas a descubrirla?

Información Útil:

Para visitar Etiopía es necesario tramitar un visado a la llegada en el aeropuerto Internacional de Bole, Adís Abeba, para un mes, se puede pagar en las siguientes monedas, en euros son 44 € por persona, en dólares americanos es de
50 dólares americanos, 65 dólares canadienses, 190 riyals Saudi, U.A.E Dirham 185, es 50 corona de franco suizo, en corona sueca es de 420, en corona danesa es de 320, en corona noruega es de 410, y en yen japonés 6,000. También hay visados para tres meses y cuesta 61 € por cada uno, 70 dólares americanos, 90 dólares canadienses,
265 riyals Saudi, U.A.E Dirham 260, es 70 corona de franco suizo, en corona sueca es de 600, en corona danesa es de 450, en corona noruega es de 580, y en yen japonés 8,000.
Suelen tener cambio, pero es recomendable llevar el dinero exacto. El pasaporte tiene que tener una validez mínima de
6 meses
de vigencia. Si se viaja por tierra, debes tramitarlo previamente.

El idioma oficial es el Amárico, también se hablan otras lenguas como: TigriñaGallaOromo, etc. En las zonas turísticas suelen hablar un inglés básico.

La moneda es el Birr etíope, (ETB), 1 € equivale a 31,43 birrs, aproximadamente.

En Etiopía se puede sacar dinero en cajeros automáticos suelen aceptar (Visa y MasterCard) o pagar con tarjetas de crédito, sobre todo en la zona centro y norte del país, en la parte sur es imposible. Si no llevas dinero cambiado desde tú país, puedes cambiar en casas de cambio en el propio aeropuerto Internacional de Bole Adís Abeba, suelen estar abiertas las 24 h. ¡Ojo! no olvides  gastar los birrs que te sobren antes de regresar al aeropuerto Internacional de Bole Adís Abeba, para volver a casa, en la casa de cambio del aeropuerto no te compran los birrs restantes. No aceptan en las tiendas y comercios los birrs, sólo dólares americanos. Excepto en las tiendas de recuerdos y los precios son muy caros, para que os hagáis una idea, en una de las tiendas de recuerdo del aeropuerto, un imán cuesta unos 216,09 birrs
(8 dólares americanos, aproximadamente).

¿Es obligatorio vacunarse? la única vacuna obligatoria para entrar en Etiopía es la de la fiebre Amarilla, si se viaja de países de África y Sudamérica que estén afectados. Son recomendables las vacunas de la hepatitis A y B, fiebre tifoidea, tétano, rabia, triple vírica, poliomielitis. Para más información pedid cita en sanidad exterior. Allí os indicarán lo que debéis hacer. Aquí os dejamos la página web:www.lasaludtambienviaja.

¿Es necesario llevar un botiquín? , es aconsejable llevar medicamentos como: pastillas para la diarrea, algún analgésico, antibiótico, antihistamínico, acetazolamide, etc. En la ciudad de Adís Abeba no hay presencia de mosquitos que puedan trasmitir la malaria. Es necesario tomar las pastillas de malarone para la malaria si se viaja a la zona sur del país y rurales, ponerse repelente de mosquitos, crema para las picaduras y dormir con mosquitera.

¡Recuerda! siempre bebed agua embotellada y evitad los cubitos de hielo.

La corriente eléctrica tiene un voltaje de 220 V a 50 hz, no todos los hoteles cuenta con adaptador, por lo que te recomendamos llevar uno propio, se puede adquirir en el aeropuerto.

El clima en Etiopía, entre septiembre y febrero es la principal estación seca del año, los meses de marzo y abril es temporada de lluvias, y vuelve de nuevo en los meses de junio, julio y agosto. Siendo los meses más fríos de diciembre  a enero. La temperatura varía en función de la altitud, se puede viajar a Etiopía durante todo el año, en los meses de lluvia puede ser más difícil el acceso a algunas zonas por el destrozo de las carreteras.

¿Cómo moverte por Etiopía?

Los taxis, los precios son mucho más caros para los turistas que para la población local. Los precios suelen indicarlo como norma general en dólares americanos, aunque se puede pagar también en birrs.

Los tuk-tuks, es un triciclo motorizado, hay que tener bastante cuidado van a toda velocidad. Aconsejable para recorridos cortos.

Están las compañías de autobuses de larga distancia, los selam bus o sky bus, que unen las ciudades más importantes del país como Gondar, Bahir Dar, Jimma, Hawassa, etc. Te permiten facturar una maleta o mochila de 25 kg por persona, si te excedes de peso te cobraran un cargo adicional, será según el trayecto del recorrido. Para más información os dejamos las páginas web: skybusethiopia.com, y selambus.com.

Los autobuses públicos, salen diariamente, son mucho más económicos que los autobuses de larga distancia, eso sí, no salen hasta que estén todos los asientos llenos, aquí podrás compartir viaje además de con personas con perros, gallos, gallinas, etc.

Se puede recorrer el país alquilando un coche (todoterreno) en el propio aeropuerto o en las ciudades ¡Recuerda! para estancias inferiores a un mes sólo necesitas el carnet de conducir internacional, pero si las estancias son superiores es necesario obtener una licencia especial etíope a la llegada.
¡Recuerda! evitad la conducción por la noche no hay mucha iluminación en las carreteras y resulta peligroso. Aunque últimamente están imponiendo que el alquiler sea con conductor fuera de la ciudad de Adís Abeba.

La compañía aérea Ethiopia Airlines, realiza vuelos domésticos diariamente a las ciudades más importantes del país. Nosotros en nuestro viaje por la zona norte del país, como no disponíamos de muchos días decidimos hacer casi todos los desplazamientos en avión, aunque sabemos que no es el medio más barato, pero como no teníamos muchos díasobviamente había que ahorrar en tiempo. ¡Recuerda!, suelen ser más barato reservarlos cuando ya se está en Etiopía.

Es un país tranquilo y seguro podrás desplazarte y moverte con total libertad, eso sí evitad las zonas fronterizas, como Somalia, Kenia, suelen ser los lugares más peligrosos, ¡recuerda! no poned objetos que puedan llamar la atención, así evitaras hurtos.

La población, el 45% es cristiana cópta, siendo el 30% musulmana concentrándose en la parte este y sur del país, y el resto de porcentaje son de otras religiones.

La ropa que debes llevar, calzado para trekking cerrado, no resbaladizo, calcetines altos para evitar las picaduras de pulgas que hay en las alfombras de las iglesias, algún impermeable, chaqueta corta vientos, crema solar, gafas de sol.
¿Sabías qué los etíopes llaman a los blancos Faranji? es como se denominan a los extranjeros en Etiopía.

La hora local en Etiopía va 6 horas por detrás de la hora europea, esto quiere decir que el día empieza con la salida del sol, siendo para ellos la hora cero, su horario es de 24 horas. Siempre debes preguntar si el horario es etíope o europeo. Si es este último hay una diferencia de 2 horas con respecto a España. ¿Qué locura? además ellos están en el año 2010, si viajas a Etiopía retrocederás en el tiempo, ¡serás más joven! Ellos se guían por el calendario etíope, basado en el antiguo calendario alejandrino o el copto, formado por 365 días con 12 meses de 30 días cada uno y de un mes de 6 días ó
5 días, esto dependerá si el año es bisiesto o no. Empieza el 11 de septiembre en los años bisiestos o el 12 de septiembre. Teniendo una diferencia de 7 años con el calendario gregoriano.

Os podemos decir que hemos notado que la población etíope no es muy amable, si tomas alguna fotografías a algunos de ellos sean hombres, mujeres, adolescentes, niños o sacerdotes, deberas dar una propina, y aún no es un país muy turístico, se está empezando a abrir al turismo. Siendo el mayor porcentaje de nacionalidad los alemanes y franceses. Os recomendamos que vayáis a visitarlo pronto, antes de que pierda su encantó con tanto turismo.

Nuestro cuaderno de Bitácoras:

Salimos de casa con nuestro vehículo dirección al aeropuerto Internacional Adolfo Suárez Madrid Barajas, hicimos unos 564 km, tardamos unas 5 h y 15 minutos en llegar al parking de larga estancia de la terminal 1 de AENA.
Pagamos por 9 días de parking un total de 49,50 .

Subimos en el autobús del parking que nos llevó hasta la terminal 1, buscamos los mostradores de la compañía aérea Ethiopian Airlines, donde facturamos el equipaje. Pasamos el control de seguridad, mientras tanto decidimos comer algo en el local Worldfood, donde pedimos dos bocadillos vegetales de atún, dos cafés con leche y una botella de agua mineral. Pagamos un total de 19,80 €. Terminamos de comernos la comida y buscamos la puerta de embarque, nos sentamos un rato, faltaba aún 1 h., para que saliera el vuelo. El billete de avión nos costó 235 € por persona.
¡Recuerda! permiten facturar dos maletas por pasajero con un peso de 23 kg por cada una, de equipaje de mano una maleta de 55x40x20 cm que pese 7 kg.

Comenzó el embarque cogimos asiento, el vuelo no era directo, pasadas 2 h. y 30 minutos de viaje aterrizamos en el aeropuerto de Roma Fiumicino, teníamos una escala de 1 h., no tuvimos que bajar del avión, simplemente bajaron los pasajeros que se quedaban en Roma y subieron nuevos pasajeros. Volvimos a despegar esta vez con destino final la ciudad de Adís Abeba, capital de Etiopía. Durante el vuelo las azafatas nos ofrecieron la cena, el desayuno y varias veces bebidas, pasadas 5 h. y 40 minutos aterrizamos en el aeropuerto Internacional de Bole Adís Abeba, bajamos del avión.

¡Llegó el momento de los trámites burocráticos!, que no falten la calma y la paciencia, ¡esto es África!, nos dirigimos a los mostradores habilitados para obtener el visado, hicimos un rato cola ya nos tocaba, un policía nos pidió el pasaporte y nos preguntó cuanto tiempo íbamos a pasar en Etiopía, nos lo devolvió y justo al lado había una ventanilla, donde volvimos a entregarlo, tuvimos que pasar hacia delante y girar a la izquierda, donde tuvimos que pagar la tasa del visado, ¡Recuerda! se puede pagar en varias monedas, no aceptan pagos en la moneda local ni tarjetas de crédito.
¿Pensabáis qué habíamos acabado? no, ahora tocaba pasar el control donde mostrábamos el pasaporte y comprobaban que tenías el visado, después de pasarlo nos dirigimos a las cintas para recoger el equipaje, y nuevamente tuvimos que ponernos en fila, está vez la de comprobación de equipaje, donde tuvimos que pasar un control de seguridad, pasando el equipaje por una cinta de escáner. Antes de salir del aeropuerto cambiamos dinero en una casa de cambio, una vez listos salimos de él. El aeropuerto está a 8 km del centro de la ciudad. A la salida hay pequeños mostradores de los diferentes hoteles de la ciudad, que ofrecen a sus huéspedes el servicio gratuito de enlace con el aeropuerto Internacional de Bole Adís Abeba. Nosotros subimos en la furgoneta del hotel Caravan. Bajamos en el hotel, hicimos el check in, pagamos por el alojamiento de una noche+transfer+desayuno un total de 53 €. Alojamiento de tres estrellas, situado a 4 km del aeropuerto, habitaciones amplias, conexión de wifi gratis, en la habitación te obsequian con dos botellas pequeñas de agua mineralaparcamiento gratis, dispone de cajero automático y servicio de cambio de moneda.
La dirección es Mike leyland St.

Subimos el equipaje a la habitación que nos habían asignado la 506, que estaba en la quinta planta. Como eran la 8.00 h., de la mañana ese día no nos incluían el desayuno, decidimos pagar y desayunar en el propio hotel. Pagamos por el desayuno tipo buffet un total de 319,99 birrs (10,07 € aproximadamente) En el hotel aceptan pagos con tarjeta de crédito. Bueno ahora sí, con energías respuesta nos fuimos a descubrir la ciudad.

Adís Abeba, no es una ciudad muy turística más bien es puerta de entrada al país, debido a que su aeropuerto Internacional Adís Abeba Bole, es paso obligatorio para viajeros y turistas. Es una ciudad caótica, con un tráfico horrible, grandes aglomeraciones, y donde la polución se puede respirar. Pero hay íbamos nosotros a andorrear por ella.

Salimos para ir a visitar el museo etnológico, es el único museo de este tipo que cuenta el país de Etiopía, fue fundado por la fundación de Instituto de Estudios Etíopes con donaciones públicas, se encuentra en una facultad de la universidad y es gestionado por el Instituto de Estudios Etíopes de la Universidad de Adís Abeba. La sala principal está situada en la primera planta, dividida en dos secciones una dedicada a exhibiciones temporales y la otra muestra temática de ritos de iniciación y el ciclo de la vida. En la segunda planta acoge una colección de arte tradicional pinturas religiosas y de murales, cruces, etc. Este inmueble fue el antiguo palacio del emperador Haile Selassie, último rey de Etiopía, tuvimos la oportunidad de hacernos una idea de como fue la vida de la realeza etíope.
La entrada por adulto nos costó 100 birrs (3,15 € aproximadamente) para estudiantes es de 50 birrs por cada uno
(1,58 € aproximadamente). El horario de visitas es de martes a viernes de 8.30 h. a 12.30 h., sábados y domingos de 10.00 h. a 18.00 h. La dirección es Universidad de Adís Abeba, Algeria street.

La catedral y museo de San Jorge, la iglesia fue fundada en 1896 por orden del emperador Menelik II, en conmemoración de la victoria de la batalla de Adwa en 1896. Tiene forma octagonal de estilo neoclásico, es una iglesia ortodoxa Etiopía. Fue acabada en 1911 por el apoyo de artistas armenios, griegos e indios.
¿Sabías qué fueron coronados en el lugar el emperador Haile Selassie y la emperatriz Saudita, ella en 1916 y él 1930?
El museo al norte de la catedral, acoge y alberga una gran colección de objetos eclesiásticos como: cruces, pergaminos, bastones de oración, coronas e incluso los trajes que llevaron puesto en la ceremonia de coronación Haile Selassie y Zauditu. ¡Recuerda! en el museo está prohibido hacer fotografías y grabaciones. La entrada nos costó 100 birrs por persona (3,15 € aproximadamente) la entrada incluye visita guiada en la catedral y museo. ¡No olvides! que para entrar en la iglesia hay que quitarse el calzado, no llevar puesto en la cabeza gorras, sombreros, etc.
El horario de visitas es de martes a domingos de 9.00 h. a 12.00 h., por la tarde de 14.00 h. a 17.00 h.
Se encuentra en Fitawrari Gebeyehu Street.

El museo nacional de Etiopía, en él se encuentra el esqueleto de una Australopithecus Afarensis, (Lucy) fue hallado en 1947 en Hadar, en las riberas del Awash, tiene más de 3,5 millones de años, considerado el más antiguo encontrado hasta la actualidad. Aunque los verdaderos restos de Lucy se conservan en los archivos del museo. También vimos una colección de arqueología y de la historia de Etiopía. La entrada nos costó 10 birrs por persona (0,32 € aproximadamente).
Horario de visitas es de lunes a domingos de 8.30 h. a 12.30 h., de 13.30 h., a 16.30 h. Se sitúa en King George VI St.

¡Tocaba almorzar! fuimos hasta el restaurante pizzería Kalia, donde ofrece comida etíope, italiana y americana, probamos por primera vez la injera, ¿Te estarás preguntando que es eso? es una base de harina, elaborada con tef (es un cereal autóctono de Etiopía) es como si fuera un pan fino que muchas veces se sirve enrollado, es un producto típico nacional. Tiene un sabor amargo, con un toque agrio, que se puede suavizar añadiéndole una salsa picante. Pedimos un plato para cada uno de carne de ternera con verduras, de bebida una coca cola, una botella de agua mineral y de postre dos cafés solos.
Pagamos un total de 330,41 birrs (10,40 € aproximadamente). En el precio ya estaba incluido la tasa y el 10% de servicio de mesa. Situado a unos metros del museo nacional de Etiopía.

Acabada la comida, fuimos hasta el mercado Mercato, es el mercado al aire libre más grande de toda África, estaba totalmente lleno de gente, donde encontramos todo lo que puedas imaginar, casi todos los puestos son construcciones de hojalata, está organizados por sectores los productos. En el lugar debes tener mucho cuidado al haber grandes aglomeraciones de gente, puedes sufrir un robo sin darte cuenta, suele ser lugar frecuentado por carteristas. Como sabéis, los blancos en un país de color, somos cajero automáticos para ellos. Abierto todos los días del año, desde las 6.00 h. hasta las 19.00 h., siendo el sábado por la mañana cuando se produce la mayor concentración de personas y actividad en el lugar.
Situado al oeste del centro de la ciudad.

Además de las visitas que nosotros realizamos se puede visitar el museo de los Mártires del Terror Rojo, la iglesia de Washa Mikael, la catedral de la Santísima Trinidad, el mausoleo Bete Maryamsubir hasta el monte Entoto, desde donde podrás obtener unas fantásticas vistas panorámicas de la ciudad, cubierto por un gran bosque de eucaliptos, situado a 3.000 metros de altitud, etc.

Bueno, esto fue todo lo que hicimos por ese día, regresamos al hotel, cenamos en él, donde pedimos dos ensaladas mixtas, un zumo de naranja y otro de limón. Pagamos un total de 326,21 birrs (10,26 € aproximadamente).

Al día siguiente nos levantamos, recogimos el equipaje y bajamos al comedor del hotel para desayunar, aún no habían abierto el comedor esperamos unos minutos, ofrecen un desayuno tipo buffet donde había poca fruta para elegir, algunas verduras, eso sí, había pasteles, tortillas, yogures, zumos, cafés, etc. Una vez acabada la comida, hicimos el check out, abandonábamos el hotel para dirigirnos al aeropuerto Internacional de Bole Adís Abeba, subimos en la furgoneta del hotel y llegamos al aeropuerto, al acceder al recinto, la furgoneta tuvo que parar para que subiera un policía y comprobara los datos del pasaporte de cada uno, bajamos en la puertas del aeropuerto, donde tuvimos que mostrar de nuevo el pasaporte a un policía, nos adentramos a él, pasamos por un detector de metales, nosotros y el equipaje, nos dirigimos a el mostrador de la compañía aérea Ethiopian Airlines, para facturar el equipaje, antes de llegar a la puerta de embarque, nuevamente tuvimos que pasar un control de seguridad, donde nos tuvimos que descalzar, colocar los metales y pertenencias personales en una bandejas y equipaje de mano, ¡madre mía! esto era un para coger un vuelo doméstico con destino a Bahir Dar.
¡No queremos pensar como será para coger un vuelo internacional!,¡recuerda! debes facturar el repelente para mosquitos, aunque tenga un volumen de 100 ml o inferior, te lo quitaran en el control de equipaje de mano, pudimos ver como a una extranjera china se lo tiraban, eso si permiten pasar botellas de aguas.
¡No olvides! de estar 2 h., antes en el aeropuerto para facturar el equipaje para vuelos nacionales y para internacionales 3 h.
El viaje tuvo una duración de 1 h. Durante el viaje nos ofrecieron una bebida café, agua, zumos o coca cola y una magdalena. El billete nos costó un total de 101 € por persona.

También está la opción de ir en autobús con las compañías Selam bus, y Sky bus. Está última empresa que hemos citado, realiza el viaje entre 9.30 h. a 10.00 horas aproximadamente, haciendo un trayecto de 563 km. El ticket puede costar unos 352 birrs por persona (11,21 € aproximadamente). Hacen 2 paradas de 5 minutos y otra más de 30 minutos para el almuerzo. Saliendo de lunes a domingos desde Merkel Square, frente a la oficina de información turística, debes estar
30 minutos antes del comienzo de viaje, salida a las 11.00 h., el horario puede variar, según la época del año, para más información os dejamos la página web:skybusethiopia.com.

O si buscas algo más económico está la opción de coger los autobuses públicos que salen de Macato, eso si salen cuando tienen todas las plazas cubiertas, es más lento tardando de 2 a 3 horas más. Un billete puede costar menos de la mitad que los autobuses anteriormente nombrados.

¡Recuerda! las carreteras del país no son muy buenas, muchos de los tramos están en obras, son frecuentadas por vacas, caballos, burros, personas, etc., esto hace que se tarde mucho en realizar el trayecto.

Aterrizamos en el aeropuerto de Bahir Dar, bajamos del avión nos dirigimos a las cintas a coger el equipaje, una vez listos salimos del aeropuerto, nos esperaba un chico del hotel Abay Minch Lodge, donde nos hospedaríamos. Alojamiento de cuatro estrellas, ofrece a sus clientes transfer gratuito del aeropuerto al hotel y viceversa. Pagamos por alojamiento de una noche+desayuno+transfer un total de 65 €. Las habitaciones son grandes, casitas de piedra y paja, donde hay televisión, camas con mosquiteros, baño con ducha, etc. En la habitación te obsequian con dos botellas pequeñas de agua mineral. El hotel está situado a 3,4 km del centro de la ciudad y a 10 km del aeropuerto de Bahir Dar, ofrece wifi gratis, aparcamiento gratuitocambio de moneda, etc. La dirección es Adewa Road, Bahir Dar.

La ciudad de Bahir Dar, es el punto de partida para visitar las iglesias centenarias de las islas del lago Tana y las cataratas del Nilo Azul. Es una ciudad mucho más tranquila que Adís Abeba, siendo el destino preferido de vacaciones de la alta sociedad etíope. Denominada por muchos como la “Riviera Etíope” a la entrada de la ciudad se pueden ver calles adornadas de palmeras y con vistas del agua del lago Tana. Cuenta con una gran número de bares, restaurantes, centros comerciales, etc. Situada a las orillas del lago Tana ¿Sabías qué es la fuente de agua dulce más grande del país? Etiopía no cuenta con salida al mar.
¡Recuerda! si necesitas dinero, hay muchos cajeros automáticos y bancos en las calles principales del centro de
Bahir Dar.

Vino a recogernos hasta el hotel la empresa Farangi Tour, que nos llevó hasta las cataratas del Nilo Azul. Estas cataratas también son conocidas como Tis Abay, que significa en amárico (agua humeante), situada a unos 30 km de Bahir Dar, tiene una altitud de 45 a 37 metros, teniendo un caudal hasta 400 metros de ancho durante la estación de lluvias
(entre junio y septiembre). En 2003 se construyó una presa de producción eléctrica cerca del lugar, esto ha hecho que el caudal de las cataratas hallan diminuido sobre todo en la estación seca y cuando la central está en funcionamiento. Para el 2017 se va a inaugurar una presa cerrando la presa Titissat Selambus, esto hara que las aguas del Nilo Azul vuelvan a tener todo su esplendor.

La furgoneta se quedó estacionada en el arcén de la carretera, a las a fueras del pueblo Tissisat, donde está la taquilla del parque nacional, allí se adquieren los tickets de entrada a las Cataratas del Nilo Azul, desde este punto hay un camino donde comenzamos un descenso a las Cataratas del Nilo Azul, una caminata por un sendero, llamémoslo así,
verdaderamente, !íbamos a trocha monte!, caminamos, caminamos, aún no la veíamos y ni siquiera la escuchábamos. Eso si nos encontramos vendedores y niños que nos acosaban intentado de vendernos recuerdos o incluso nos pedían pertenecías que llevamos puestas. Pasamos por el puente de los portugueses Tis Isat, de piedra con ocho ojos, fue construido en 1626 por orden del emperador Sunseyos, convirtiéndose en el primer puente de piedra edificado en Etiopía. ¡Al fin! nuestro oídos podían escuchar el estruendo del agua de la cascada ¡Nos estábamos acercado a ella! Ahora sí la teníamos de frente, pudimos ver los cuatro canales que forman las cataratas. Permanecimos en la zona durante unos
40 minutos. La entrada cuesta 100 birrs por persona (3,19 € aproximadamente) El horario de visitas abierto por la mañana hasta el atardecer. Puede resultar un poco complicado el acceso al lugar para personas con movilidad reducida, pero con calma y bastante tiempo se puede realizar.
¿Cómo llegar hasta el lugar? en autobús públicos desde la estación de autobuses de Bahir Dar a Tis Abay, suelen salir diarios, contratando una excursión, o en taxi.

Terminada la visita nos fuimos almorzar al restaurante café Olive Bahir Dar, donde pedimos una sopa de lentejas, para el otro una ensalada de verduras cocidas, dos platos de pescado (tilapia) una coca cola, una botella de agua mineral. Pagamos un total de 302 birrs (9,51 € aproximadamente). Situado en la ciudad de Bahir Dar.

Nos desplazamos hasta el muelle de Bahir Dar, para coger un barco y navegar por el lago Tana, para ir a visitar las iglesias centenarias de la islas del lago.

El lago tiene una superficie de 3.630 km², con una profundidad máxima de 14 metros, un volumen de más de
29.000 km3, situado a 1.840 metros de altitud, donde hay unas 30 islas con gran vegetación y acoge a 38 monasterios con forma circular, algunos de los más antiguos corresponde al siglo XIV. Hoy en día muchos aún son habitadas por monjes. ¡Recuerda! La iglesia Tana Qirqosdega estifanoskebran gabriel, no permiten el acceso a mujeres.

Subimos al barco y comenzó un trayecto hasta llegar hasta la primera isla que bajamos a visitar el monasterio de Azuwa Maryam, el techo de este templo es de paja, posee pinturas del siglo XVIII, donde podrás ver a San Jorge, patrón de Etiopía. La iglesia está situada a dos minutos a pie desde el embarcadero, donde atraca la embarcación, por el camino hasta llegar a ella encontraras una gran cantidad de puestos, donde los etíopes intentaran de venderte recuerdos, puede resultar algo agobiante. La entrada cuesta 100 birrs por persona (3,15 € aproximadamente) y otros 100 birrs (3,15 € aproximadamente) más por hacer grabaciones de vídeo. Es obligatorio contratar el servicio de guía local que cuesta 150 birrs
(4,72 € aproximadamente) El horario de visitas de 7.00 h. a 18.00 h., durante la misa permanece cerrada a las visitas de los turistas.

Volvimos a subir nuevamente al barco y la siguiente parada fue en la iglesia del monasterio de Ura Kidane Meret, se construyó en el siglo XIV sus murales fueron pintados por diferentes artistas entre los siglos XVIII y XX. Siendo el panel de los Santos a caballos, el más importante por ser el más antiguo del templo y del segundo estilo Gondarino. La entrada nos costó 100 birrs por persona (3,15 € aproximadamente) y otros 100 birrs (3,15 € aproximadamente) más por hacer grabaciones de vídeo. Abierto desde las 7.00 h., hasta las 18.00 h. La visita de esta segunda resulta más fácil llegar a pie a ella que la anterior, sobretodo para personas con movilidad reducida.

Terminada la visita, subimos a la embarcación para navegar por lago Tana, desde donde pudimos contemplar un atardecer, y ver algún que otro hipopótamo en el lago.

La empresas que realizan está actividad ofrecen tour de día completo o de medio día, la diferencia entre ambos tour: la actividad corta, visita la islas más cercanas a la ciudad, en cambio la otra llega hasta la isla de Dek, es la más grande del lago, pudiendo visitar los monasterios de Daga Istifanos y Narga Selassie. La embarcaciones suelen salir a las 8.00 h., de la mañana y vuelven sobre las 16.00 h. Pudiendo visitar 4 ó 5 islas, ver los templos construidos en madera y barro.
La actividad cuesta 750 birrs por persona (23,59 € aproximadamente). Puedes contratarlo en alguna de las agencias en Bahir Dar, como la empresa Zelalem Memory. Aquí os dejamos el Email:zelalemtadele@gmail.com. Se puede coger una embarcación que cuesta 2.500 birrs (78,62 € aproximadamente) desembarcar y visitar las iglesias.

También están las opciones de cruzar el lago Tana en ferry saliendo cada domingo a las 7.00 h., de la mañana, de
Bahir Dar
llegando a Gorgora, se tarda 1,5 días, nada más nada menos que 36 horas, en llegar y el billete por adulto para extranjeros puede costar unos 278 birrs por persona (8,75 € aproximadamente) Salen desde puerto de ferris, los billetes se adquieren el día de antes en la oficina de la comandancia marina.
Otras opciones son alquilar un coche con o sin conductor, o tomar un taxi realizando un recorrido rodeando el lago conociendo zonas menos visitadas.

Una vez llegado al muelle de Bahir Dar, tocaba el momento de regresar al vehículo poniendo dirección hasta la ciudad de Bahir Dar, concretamente hasta el hotel, ¡estábamos agotados del viaje!, los mosquitos nos empezaban a picar, una vez allí cenamos en el restaurante, donde pedimos, dos sopas de verduras y dos platos de pescado a la plancha, de postre macedonia, de bebida dos botellas de agua mineral. Pagamos un total de 420 birrs (13,22 € aproximadamente).

Al día siguiente sonó el despertador a las 5.30 h., de la madrugada, recogimos todo y bajamos a desayunar al comedor del hotel, era buffet aunque había poco para elegir, la fruta tan sólo estaba en zumo, tortillas, pasteles, café y te, una vez acabada la comida hicimos el check out, abandonando la ciudad para dirigirnos hasta la ciudad de Gondar.
Se puede viajar en autobús, saliendo desde la estación de autobuses. El viaje tiene una duración de 3 horas. El billete cuesta 75 birrs por persona (2,37 € aproximadamente) también está la opción de ir en microbús, estos salen cada hora, tiene un coste de 90 birrs por cada uno (2,84 € aproximadamente). Coger un paquete con algún operador como Medir Tour Operador, Awaze Tour, etc. Alquilar un vehículo con conductor puede constar unos 4.861,81 birrs por día (152,61€ aprox.)

Por el camino pudimos ver a través de la ventanilla de la furgoneta montañas, campos, la gente desplazándose a pie de una ciudad a otra caminando por el arcén de la carretera, como invadían el asfalto de la carretera las vacas, burros, gallinas, etc.

Paramos en el mercado Wereta, es un gran mercado que se realiza al aire libre donde venden desde frutas, verduras, especias, animales, ropa, hasta calzado. Pudiendo destacar la venta de tomates y cebollas. Se realiza de lunes a viernes desde las 8.30 h., de la mañana hasta las 18.00 h. Hay que tener bastante cuidado en la zona, es un lugar muy transitado por los etíopes, y en la zona no suele haber muchos Faranji (extranjeros). Pudimos presenciar como a una extranjera le robaron el móvil, la mujer salió corriendo detrás de él y gritando, los etíopes que habían en la zona acorralaron al ladrón le quitaron el móvil y se lo devolvieron a la mujer, dieron golpes al joven ladronzuelo y llegó la policía. Seguro que al joven se le quitarán la ganas de apropiarse de lo ajeno.

Continuamos con el viaje paramos en el arcén de la carretera donde pudimos ver como una mujer estaba cocinando injera, ¡lo recuerdas!, la base de harina, elaborada con tef. Tomamos unas fotografías, y yo Elisabeth, prepare un injera. Le dimos una propina a la chica de 100 birrs (3,15 € aproximadamente). A unos pocos metros había unos hombres estaban trillando el arroz con los cebúes.

Subimos nuevamente a la furgoneta hasta llegar a la ciudad de Gondar, nos daba la bienvenida, se encuentra al norte del lago Tana y al sudoeste de las montañas Simen. Las ciudades de África no suelen tener construcciones antiguas debido a que sus gentes han sido nómadas. La ciudadela del recinto amurallado real es llamada Fasil Ghebi también es conocida como “Camelot de África”, situada a 2.334 km de Adís Abeba, siendo fundada por el emperador Fasilidas en el siglo XVII en el año 1635, fue centro administrativo, comercial, culturalpolítico y religioso durante varios siglos. Se le sumaron castillos creados por posteriores emperadores. Siendo capital del reino de Etiopía hasta finales del siglo XIX, es cuando cayó el poder de los emperadores siendo incendiada en varia ocasiones y ocupada por último por las tropas nazis en la Segunda Guerra Mundial, los castillos se vieron dañados debido a los bombardeos por parte de los británicos. Ciudad declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1979. En el recinto real tiene una superficie de 70.000 m², se pueden ver seis castillos y pequeñas edificaciones auxiliares como túneles, pasillos, etc., con un estilo de arquitectura peculiar llamado estilo Gondar.

Fuimos hasta el hotel Taye Belay, alojamiento de tres estrellas, habitaciones sencillas, con baños pequeños. En la habitación te obsequian con dos botellas pequeñas de agua mineral. Ofrece wifi gratis en la zonas comunes, el propio hotel tiene un cajero automático, situado en el centro de la ciudad.
Pagamos por alojamiento de 1 noche+desayuno un total de 72 €. La dirección es Kebele 3.
Hicimos el check in, dejamos el equipaje, decidimos almorzar en el propio restaurante del hotel. Donde pedimos una sopa de lentejas, un plato de pescado para cada uno, de postre una pieza de fruta un plátano, de bebida dos botellas de agua mineral. Pagamos un total de 447,99 birrs (14,07 € aproximadamente) Acabada la comida nos fuimos a andorrear por la ciudad.

Visitamos el castillo de Fasilidas, fue construido en el 1640 edificio de base rectangular, su estilo tiene influencia portuguesa, morisca, aksumitas, e india, rodeado en sus cuatro equinas por cuatro torreones, tiene una altura de
32 metros
, siendo el edificio más antiguo. La planta principal era donde están el salón comedor y zona de recepción, en la primera planta fue la sala de oración, celebrándose en la azotea ceremonias religiosas donde Fasilidas se dirigía a sus vasallos (súbditos). En la segunda planta se encontraban los dormitorios y encima, la atalaya, ofreciendo unas vistas hasta el lago Tana. Atrás de la fortificación están varios inmuebles en ruinas, como la cocina, una cisterna y unos baños de vapor.

El castillo del emperador Iyasu I, hijo de Yohannes I, siendo el mejor gobernante del período gondarino. La edificación se realizó a finales del siglo XVII y principios del siglo XVIII, es el inmueble más alto de todo el recinto. Aunque su interior y gran parte de su tejado fue destruido por el terremoto de 1704 y por las bombas británicas en la década de 1940.

Además vimos los siguientes edificios: las ruinas de la sala de banquetes y almacenes, la biblioteca, el archivo de Fasilidas, la casa de los leones, el palacio de Bakaffa, etc. La entrada al recinto Real, tiene un coste por adulto de
200 birrs
por persona (6,29 € aproximadamente), para estudiantes es de 100 birrs por cada uno (3,15 € aprox.) por hacer grabaciones hay que pagar una tasa de 75 birrs (2,36 € aproximadamente). Contratar el servicio de guía cuesta 200 birrs (6,29 € aproximadamente) El horario de visitas es de 8.30 h. a 12.30 h., por la tarde de 13.30 h. a 18.00 h.

A tan sólo 2 km de la ciudad amurallada están los baños de Fasilidas, también hay un edificio un palacete de dos plantas siendo construido por el emperador Fallidas en 1632, ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Tiene un estanque de 3.000 , que suele estar sin agua casi todo el año, es donde se festeja la fiesta del Timakat (bautismo) o Epifanía en Gondar. Para esta celebración el estanque es llenado de agua del río, alrededor del estanque es donde se colocan los feligreses, celebrando el Timakat, estos devotos se bañan en el estanque para purificar su alma y renovar su promesa de bautismo. Estos baños están incluidos en la entrada al recinto Real. El horario de visitas es de 8.30 h. a 18.00 h. ¡Recuerda! debes primero visitar el recinto Real, para obtener el ticket, para luego poder visitar los baños de Fasilidas. Puedes llegar hasta el lugar cogiendo un microbús que salen desde la plaza, cuesta el billete 30 birrs por persona (0,95 € aproximadamente) en taxi, alquilando un bajaj, (taxi), o un vehículo con conductor, etc.

La iglesia Debre Birhan Selassie, es considerada como una de las mejores iglesias de Etiopía, en su interior aguarda una gran cantidad de murales. La entrada para extranjeros tiene un coste de 50 birrs por persona (1,58 € aprox.)

Terminada la visita regresamos al hotel nos dimos una ducha y nos fuimos a cenar al restaurante Four Sister, considerado como uno de los mejores de la zona ofrece comida etíope, africanaeuropea. Por la noche hay espectáculos de música y danza tradicionales del país. Se puede comer a la carta o buffet. Nosotros cenamos buffet donde ofrece una gran variedad en diferentes carnes, salsas, repostería, etc. Sergio, probo el Tere Sega, es carne cruda acampada de especias, servida con injera y mismita, una especia en polvo. Pagamos por el buffet más la bebida dos botellas de agua un total de 500 birrs (15,70 € aproximadamente) La dirección es Bahind The Public Library.

Volvimos al hotel para descansar. Al día siguiente nos levantamos, yo Elisabeth, fui a darme una ducha y me quede en la manos con el grifo, comencé a secarme el pelo y la luz se fue del hotel. ¡Vamos!, tenía un día redondo, recogimos todo bajamos a desayunar al comedor del hotel, donde nos ofrecieron un desayuno tipo buffet, nuevamente la fruta resultaba difícil encontrarla, pedí que me hicieran una tortilla, los minutos pasaban y no me la servían, decidí volver a la habitación a terminar de secarme el pelo. Baje al comedor, ya estaba la tortilla puesta en la mesa, me la comí, una vez con energías repuestas, hicimos el check out, subimos en la furgoneta para trasladarnos hasta el aeropuerto de Gondar. A la entrada al aeropuerto subió un policía para comprobar el pasaporte, una vez en el aeropuerto tuvimos que pasar un detector de metales, fuimos a facturar el equipaje con la compañía aérea Ethiopian Airlines, cuando llegamos hasta la puerta de embarque nuevamente tuvimos que pasar un control de seguridad, esperamos al comienzo del embarque. El viaje tuvo una duración de
30 minutos. El billete de avión nos costó 62 € por persona.

Aterrizamos en el aeropuerto de la Lalibela, cogimos el equipaje y al salir subimos en la furgoneta de la empresa farangi tour, para trasladarnos para ir a visitar el monasterio de Na’akuto La’ab. Este templo sus orígenes datan del siglo XIII, fue edificado alrededor de una cueva natural, suele ser muy frecuentado por fieles que llegan hasta el manantial curativo que tiene. Aquí tuvimos la oportunidad de ser bendecidos, el sacerdote nos baño con agua del manantial tres veces el rostro. En el lugar pudimos ver coronas, cruces, una Biblia, tambores, etc. Eso sí, para poder verlo tuvimos que dar una propina de 100 birrs (3,15 € aproximadamente). La entrada nos costó 200 birrs por persona (6,29 € aproximadamente). Para hacer grabaciones de vídeo hay que pagar una tasa de 50 birrs (1,58 € aproximadamente) El horario de visitas es de 8.00 h. a 17.30 h. Situado junto a la carretera del aeropuerto, se encuentra a 7 km de Lalibela. Puede resulta difícil hacer el acceso a pie hasta él, para personas con movilidad reducida, porque hay que realizar una pequeña caminata de unos minutos hasta la puerta del templo, el suelo es irregular lleno de piedras, peldaños fabricados por el hombre, etc.

Terminada la visita nos desplazamos hasta el hotel Lal y Spa Lalibela, donde pasaríamos tres noche. Alojamiento de tres estrellas, sencillo, ofrece wifi gratis en la recepción, aparcamiento gratis, situado a 0,7 km del centro de la ciudad. Las habitaciones no disponen de teléfono, así que no tendrás despertador por parte de la recepción. Pagamos por alojamiento+desayuno un total de 103 €. Situado en Geterge Street, Kebelle.

¡Recuerda! por el centro de la ciudad puedes encontrar bancos y algunos cajeros automáticos. Por si necesitas cambiar dinero o sacar.

Para cenar esa noche compramos en un puesto callejero una rama de plátanos, unas naranjas, una papaya, y unas botellas de agua mineral. Pagamos un total de 100 birrs (3,15 € aproximadamente).

Sonó el despertador, nos levantamos, desayunamos y una vez acabada la comida, fuimos a visitar las 12 iglesias monolíticas que están excavadas en la roca, ¡íbamos a cumplir un sueño!, cuantas veces habíamos soñado con visitar la iglesia de Biet Ghiorgis, ¡una cuantas! verdad, Sergio. Ese día cumplíamos un sueño viajero, de tanto tiempo que teníamos en la mente.

Al norte de Etiopía está la antigua Roha siendo ahora Lalibelaconsiderada como el Jerusalén del África, o el Jerusalén Negro, es una ciudad Santa, lugar de peregrinación que tiene un total de 12 iglesias talladas en piedra excavadas bajo la superficie de la tierra, siendo levantadas en el siglo XII y XIII bajo el mandato de la dinastía Zegüe. Se cree que fueron edificadas ocultándolas bajo el nivel del suelo, para evitar invasiones musulmanas, frecuentes en la época. La iglesia de la Lalibela está dividida en dos grupos por el río Jordán, pero están comunicadas entre si por pasadizostúneles. Fueron declaradas Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en el año 1978.
Siendo un lugar poco turístico actualmente, así como lugar sagrado y de peregrinación cristiana, donde tuvimos la oportunidad de ver a los ermitaños orando, vestidos con sus túnicas de color blanco.

En el grupo noroeste están las siguientes iglesias: Bet Maryam, Meskel, Mikael, Golgotha, Danaghel, Medhane Alem y separada de estas, la grandiosa y espectacular Bet Giyorgis. Siendo 7 de las 12 iglesias que hay en Lalibela.

Comenzamos el recorrido en la Bet Medhane Alem, (casa de El Salvador del Mundo) la más alta de todas la iglesias de Lalibela, con una altura de más de 11,5 metros, es la iglesia excavada en la roca más grande del mundo con una superficie de 800 m², localizada en el grupo norte. Se cree que para construirla tuvo que ser necesario retirar nada más y nada menos que 15.000 metros de rocas. Su espacio interior es de 10.000 m3, consta de una sola nave con bóveda de cañón y cuatro pasillos, 38 columnas que sostienen el tejado a dos aguas. No tiene pinturas y muchos piensan que es una copia en roca de la catedral de Santa María de Sion en Aksum. Si tienes la oportunidad de visitarla en domingo podrás ver a los fieles llegar hasta ella para ser bendecidos o curados por la cruz de Lalibela, es una cruz de oro que pesa
7 kg. Bueno, nosotros tuvimos la oportunidad de poder verla, previa propina al sacerdote de 100 birrs (3,15 € aprox.) También vimos las tres tumbas vacías que hay en una esquina del templo, nos contaron que fueron preparadas simbólicamente para Abraham, Jacob e Isaac.
Para evitar el deterioro del templo se construyó una estructura exterior en 2008 por la Unesco. Aunque para nuestro gustó le ha quitado y restado belleza. Es cierto que todos las iglesias excepto la de Bet Giyorgis poseen esa cubierta.

La iglesia Bet Maryam (casa de María) está conectada por un túnel por la anterior iglesia que hemos nombrado, hay un gran patio que contiene tres iglesias. En su exterior muestra una decoración sencilla, en cambio en su interior cuenta con frescos y bajorrelieves pintados. Muchos piensan que fue la primera iglesia edificada en Lalibela. Siendo el templo más popular entre los fieles.

Bet Golgotha y Bet Mikael, son dos templos iguales, también se les conoce como Bet Deble Sina”, siendo los únicos que poseen pilares cruciforme. Primero se visita Best Mikael y luego la otra. En bet Golgotha, se encuentran algunos de los mejores ejemplos tempranos del arte cristiano etíope. ¡Recuerda! en Bet Golgotha no está permitido el acceso a mujeres, está prohibido, por lo cual fue Sergio, el que accedió a él y tomó estas fotografías para que yo y vosotros andorreros nos hagamos una ideal del lugar.

Bet Meskel, es una capilla que ha sido excavada en la pared norte del patio Best Maryam, construcción de tipo semi monolítico, tiene cuatro pilares que parten la galería en dos pasillos, en su interior pudimos ver en relieve y un gran número de cruces griegas.

Bet Danaghel, (casa de las vírgenes Mártires) con planta cuadrada, tiene una altura de 3,6 metros ha sido tallada en la pared sur del patio que está cerca a la iglesia de Bet Maryam. Fue edificada para conmemorar a las monjas que fueron martirizadas en Edesa lo que hoy es Turquía, durante el mandato de Juliano el Apóstata (emperador romano).

Bet Uraiel, se abrió al público como iglesia en 1998, en lo que pudo ser un antiguo almacén.

La iglesia de Biet Ghiorgis (iglesia de San Jorge) es la mejor conservada, fue el último de los templos edificados en Lalibela, con forma de cruz griega, no necesitó pilares interiores. Dedicada a San Jorge, el patrón de Etiopía. Está considerada como la octava maravilla del mundo, y no es para menos. El acceso al templo se hace a través de una red de túneles excavados en la roca. Es la única iglesia que se encuentra separada de las demás, se comunica por una serie de zanjas o senderos con los templos situados al norte del arroyo Yordanos.

Terminamos la visita por la mañana, el lugar cierra a las 12.00 h., nos fuimos caminando hasta el hotel, se puede tomar un tuk-tuks y pagar por el trayecto un total de 20 birrs (0,64 € aproximadamente), aunque ellos al ser Faranji, te pedirán
100 birrs (3,15 € aproximadamente).

Almorzamos en el propio hotel donde pedimos como entrante una sopa de verduras, de plato principal shiro, guiso con garbanzos, verduras, acompañado de carne y de injera, para el otro un pincho de pollo, ¡vamos!, más que un pincho, era carne en salsa, de postre una porción de papaya, de bebida una coca cola y una botella de agua mineral.
Pagamos un total de 312 birrs (9,73 € aproximadamente).

Acabada la comida sobre las 14.00 h., nos fuimos caminando a visitar el grupo suroeste de iglesias: Bet Amanuel, Merkorios, Abba Libanos, Gabriel-Rufael. Aunque su tamaño son más pequeñas que la del grupo noroeste, pero tienen las fachadas de los templos más talladas que las anteriores.

Bet Gabriel-Rufael, esta sorprendente iglesia, se cree que pudo haber sido un palacio fortificado en el siglo VII de la dinastía aksumita, es llamativa por su fachada monumental.

Bet Merkorios, el descubrimiento de unos grilletes entre otros muchos objetos, a hecho pensar a los expertos que en el pasado pudo haber sido utilizado como tribunal de justicia o cárcel. A está iglesia se accede por una serie de túneles y zanjas que tienen una longitud de 35 metros.

Bet Amanuel, de planta basilical con tres niveles de altura, es decir el más alto es de 11 metros y con una cubierta en dos aguas. Piensan que pudo ser en el pasado la capilla del palacio real, siendo sólo de uso privado del rey y sus familiares.

Bet Abba Libanos, aunque desde fuera nos daba la impresión de que es grande, una vez dentro pudimos comprobar que su interior es pequeño. Está iglesia está excavada en roca, se caracteriza por ser la única que el techo y el suelo permanecen unidos en la misma roca. Hay una leyenda que cuenta que fue edificada en una sola noche por la esposa de Lalibela, teniendo la ayuda de una cohorte (tropa) de ellos.

La taquilla se encuentra en el grupo noroeste, al adquirir el ticket tiene una validez durante cuatro días, se puede pagar en dólares americanos o en birrs. La entrada nos costó 50 dólares americanos por persona (42,40 € aproximadamente). Se puede contratar en la propia taquilla los servicios de un guía local, para la visita de las 12 iglesias cuesta 500 birrs para grupos de 1 a 5 personas (15,70 € aproximadamente) para grupos de 6 a 10 personas cuesta 800 birrs
(25,12 € aproximadamente) y para grupos de más de 10 personas es de 1.000 birrs (31,40 € aprox.) Es recomendable, aunque no es necesario ni obligatorio contratar el servicio. También se puede contratar el servicio de un etíope que cuide de tu calzado mientras entrar al interior del templo es de 50 birrs por persona (1,58 € aproximadamente). No es porque te vayan a robar el calzado, si no porque los etíopes llegan a los templos y van haciendo montañas de calzados y puede resultar difícil localizar los tuyos. El horario de visitas de 8.00 h. a 12.00 h., por la tarde de 14.00 h. a 17.30 h. ¡Ojo! está prohibido hacer fotografías con flash, dañan las pinturas de los templos. ¡Recuerda! cada vez que te adentres a una iglesia tienes que descalzarte y dejar el calzado en la entrada y quitarte si llevas gorra o sombrero.

Terminamos la visita en el lugar y cogimos un tuk-tuks y pagamos por el trayecto un total de 20 birrs
(0,64 € aproximadamente) para trasladarnos hasta el hotel, estábamos muy cansados y decidimos quedarnos a cenar en el propio restaurante del hotel, donde pedimos una sopa de cebolla, Sergio, se pidió el plato shiro, para mí un arroz con vegetales, de postre fruta un plátano, dos botellas de agua mineral.
Pagamos un total de 220 birrs (6,86 € aproximadamente) Acabada la cena, nos fuimos hasta la habitación,
¡estábamos agotados!, fue un día un día espectacular, los disfrutamos un montón.

Al día siguiente tocó madrugar más de la cuenta, a las 6.30 h., de la madrugada nos dirigimos hasta a la iglesia de
Bet Medhane Alem, (casa de El Salvador del Mundo) era el día del Santo Salvador, pudimos acercamos hasta el templo y presenciar como los etíopes estaban en el templo rezando y celebrando el día de fiesta. Es cierto que mereció la pena el madrugón e irnos sin desayunar hasta el lugar y verlo.

A las 8.00 h., de la mañana, acabó la ceremonia y regresamos al hotel, desayunamos en él y una vez con energías respuestas, nos fuimos a visitar la iglesia Yemrehanna Kristos. Este templo está a 1 h. y 30 minutos de la ciudad de Lalibela, es de estilo aksumita tardío, siendo el mejor conservado de Etiopía, está edificado en un lugar y no excavado, con una fachada escalonada dentro de una cueva. Aunque actualmente están levantado una pared de bloques y tapando la entra al templo, para nuestro gusto está perdiendo encanto el lugar. Detrás del templo vimos una gran cantidad de cadáveres que están momificados, dicen que algunos son de los trabajadores que construyeron el templo, peregrinos, en fin hay un gran número. Para llegar hasta la iglesia hay que realizar una caminata de unos 20 minutos aproximadamente por unos escalones fabricados de cemento a través de un bosque. Puede resultar un poco difícil para personas con movilidad reducida, pero con tiempo y calma se puede hacer.
El ticket nos costó 300 birrs por persona (9,36 € aproximadamente) por hacer grabaciones de vídeo hay que pagar una tasa de 200 birrs (6,24 € aproximadamente) Horario de visitas de 8.00 h. a 17.30 h.

Decidimos almorzar en el restaurante Ben Abeba, ofrece comida etíope, africana y de estilo occidental. Es muy llamativa la arquitectura del edificio, ofreciendo unas vistas de 360 grados, cuenta con un gran número de terrazas. Pedimos como entrante una ensalada de vegetales, de plato principal un arroz con verduras, para el otro pastel de atún, de bebida dos botellas de agua mineral, de postre plátano. Pagamos en total 400 birrs (12,57 € aproximadamente).
Abierto desde las 7.00 h., hasta las 22.00 h. La dirección es Sekota Road, Lalibela.

Terminada la comida salimos a dar una vuelta por las calles de Lalibela, unos lugareños nos invitaron a su casa, para presenciar la ceremonia del café, denominada en etíope, Bunna, es una tradición, es un rito ancestral, que esta presente diariamente en la vida de los etíopes, es una reunión familiar o social. Como podéis saber el café etíope es muy famoso en el mundo por ser considerado uno de los mejores. Vimos los pasos de preparación de la ceremonia del café, lo primero es lavar los granos de café verde, más tarde son colocados en una sartén para ser tostados, también suelen quemar incienso y sándalo, para crear un ambiente acogedor, en el pasado era una forma de ahuyentar a los mosquitos. Cuando los granos son tostados, el café es molido en un mortero, luego se vierte dentro de un recipiente
(una jarra de barro) llamada “jebena” con agua hirviendo. Hay que tomar tres veces, la primera taza es más fuerte, la segunda es algo menos intensa y la última es la más suave. Se sirve empezando por el invitado, continuando por los hombres de la casa y finalizando en las mujeres. Al terminar la ceremonia y después de haber probado el exquisito café, decidimos marcharnos, despidiéndonos de ellos, le dejamos una propina de 200 birrs (6,24 € aproximadamente).

Volvimos a visitar la iglesia de Biet Ghiorgis, como el ticket aún era valido decidimos ir a contemplar y tomar unas nuevas fotografías de tal maravilla. Esa noche nos saltamos la cena, estábamos atiborrados no nos entraba nada, nos quedamos un rato en la recepción del hotel para conectarnos a internet y contestar unos correos electrónicos. Tuvimos que volvernos a la habitación los mosquitos nos empezaban a picar.

Una vez despiertos y listos, fuimos hasta el comedor a desayunar al terminar volvimos a la habitación para recoger el equipaje, e hicimos el check outabandonábamos el lugar, para irnos hasta el aeropuerto de Lalibela para desplazarnos a Aksum, este viaje se puede hacer por carretera pero tiene una duración de 12 h. Nosotros escogimos el avión.

Nos adentramos en el aeropuerto, ¡cómo ya sabéis! control de metales a la entrada, nos dirigimos hasta los mostradores de la compañía aérea Ethiopia Airlines, donde facturamos el equipaje con destino a Aksum, volvimos a pasar otro nuevo detector de metales y esperamos al embarque, tocaba el momento de subir a la aeronave. El viaje tuvo una duración de
40 minutos. El billete de avión nos costó un total de 71 € por persona.

Aterrizamos en el aeropuerto de Aksum, bajamos del avión y nos acercamos hasta las cintas para recoger el equipaje, el aeropuerto está situado a 5,5 km al este de la ciudad de Aksum. A la salida nos esperaba un chico del hotel Internacional Yared Zema, nos llevo hasta el propio hotel, alojamiento de tres estrellas, habitaciones amplias, wifi gratis, y ofrece a sus huéspedes el servicio de transporte gratuito al aeropuerto. Pagamos por alojamiento de una noche+transfer+desayuno un total de 59 €. La dirección es 3 Aksum.

Decidimos almorzar en el propio hotel, donde pedimos de entrante sopa de verduras, de plato principal una pechuga de pollo y para el otro un filete de ternera, de bebida dos botellas de agua mineral, de fruta un cuenco de macedonia, y dos cafés. Aunque la taza de café de Sergio, el camarero se la sirvió encima del vaquero, os podéis imaginar la cara que puso él, ¡aunque aguanto el tirón!, cuando le cayo encima el café caliente. Es cierto que el servicio de camareros no esta muy bien formado en Etiopía en lo profesional y en la vestimenta, en fin poco a poco irán mejorando. La comida nos costó un total de 300 birrs (9,36 € aproximadamente).

Sergio, subió a la habitación para cambiarse de pantalón, una vez listo nos fuimos a andorrear por la ciudad.

Aksum, está declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, es una ciudad que no se sabe con certeza, sí fue el hogar de la reina de Saba, y el lugar donde uno de los tres reyes Magos fue enterrado.
¿Se encuentra el Arca de la Alianza en una capilla de Aksum? Todo esto hoy en día sigue siendo un enigma. Lo que si se sabe es que fue una gran civilización alrededor del año 400 a.C. Actualmente los arqueólogos están empezando a realizar trabajos de excavaciones en la ciudad.

Comenzamos visitando el campo norte de Estelas, donde se encuentra la tumba de la Puerta Falsa, el Mausoleo, La Gran Estela, la tumba de Nefas Mawcha, la estela del Rey Ezana, la estela de Roma, el museo arqueológico, la iglesia de Enda Iyasus, la tumba de los arcos de Ladrillo, la estela Única con el consuelo de Casa.

Accedimos al recinto, y lo primero que nos encontramos fue con la tumba de la Puerta Falsa, está tumba fue hallada en 1972 se cree que puede ser del siglo IV, Situada en el extremo occidental del campo norte de las estelas.

La Gran estela número uno, también conocida como estela del Rey Ramhai, de 33 metros de altura y pesa
517 toneladas
está rota, tirada en el suelo, se cree que se cayó cuando se erigió, a principios del siglo IV, al lado o mejor dicho debajo de ella se encuentra los restos de un edificio funerario subterráneo llamado Mausoleo. Es un portal monumental que ha sido tallado a partir de un sólo bloque de granito. El portal te lleva hasta un pasadizo donde pudimos ver 10 cámaras.

La estela de Roma, número dos, se cree que fue rota en tres trozos entre los siglos X y XVI, fue quitada de la ciudad en 1937 por las tropas fascistas italianas, como trofeo, a su llegada a Roma fue restaurada colocándola en la Piazza di Porta Capena, tras un exilio de 68 años, habiendo tenido que pasar años de negociación diplomática. En 2008 fue transportada desde Roma (Italia) hasta Aksum en avión, trayéndolo en tres partes. Volviendo a colocarse en su punto original. Es un bloque de piedra esculpido de 24 metros de altura y pesa 170 toneladas, teniendo 1700 años de antigüedad.

La estela del Rey Ezana, número tres, con 23 metros de altura y pesa 160 toneladas, esta aún permanece en pie, aunque hoy en día se encuentra apuntalada. Es considerada la más antigua de las tres estelas, teniendo sólo tallada tres de sus caras.

Accedimos al museo arqueológico, donde no pudimos tomar fotografías ni grabaciones está totalmente prohibido y cada sala dispone de varias cámaras de grabación, hay un hombre que va pasando y controlando las salas. Tan sólo pudimos contemplarlo con nuestros ojos. Las salas guardan varios objetos que se han encontrado en las tumbas como: lamparas, objetos domésticos, quemadores de incienso, etc.

Al resto del recinto no pudimos acceder debido a que estaban haciendo unas grabaciones una cadena de televisión del país. La entrada al recinto del campo norte de las Estelas, tiene un coste de 100 birrs por persona, (3,13 € aprox.) también hay que pagar la tasa de un guía local 50 birrs (1,57 € aproximadamente).
El horario de visitas es de 8.00 h. a 17.30 h.

Justo enfrente del campo norte de las Estelas está la iglesia nueva de Santa María de Sion, es muy llamativa por poseer una cúpula de estilo neobizantino. Fue edificada en la década de los años 60 por Haile Selassie, para las mujeres. Para entrar al templo hay que descalzarse, no llevar puesto sombrero o gorra.

Las ruinas de la que fue la iglesia original se encuentran al sur de esta, quedando sólo unos pocos cimientos. Justo detrás de los restos de la antigua iglesia hay dos pequeñas capillas una de color verde, se dice que en su interior está el Arca de la Alianza, a lado hay otra capilla más nueva, que quiere ser el lugar de refugio de la Arca de la Alianza.
Está custodiada en la capilla y sólo el guardián que la vigila puede entrar en ella. Alrededor del lugar está la policía con ametralladoras.

En el mismo recinto se encuentra el museo de la iglesia, para acceder a él hay que dejar las pertenencias en una taquilla metálica, el guardia que hay te cacheará con un detector de metales, no permiten hacer fotografías y grabaciones en su interior. En él pudimos ver una gran colección de coronas, joyas, cruces, tambores, vestimentas, etc.
La entrada al complejo cuesta 200 birrs por persona (6,23 € aproximadamente) para tomar grabaciones hay que pagar una tasa de 100 birrs (3,13 € aproximadamente) El horario de visitas de lunes a viernes de 8.00 h. a 12.30 h., por la tarde de 14.30 h., a 17.30 h., los sábados y domingos de 9.00 h. a 12.00 h., por la tarde de 14.30 h. a 17.30 h.

Sergio, se acercó para entrar hasta la iglesia vieja de Santa María de Sion, es un templo rectangular fue levantado en 1665 por el emperador Fasilidas, en el interior se pueden ver murales, pinturas, etc. El acceso es sólo para hombres, por lo cual yo me tuve que quedar en la calle y Sergio entró e hizo estas fotografías para que yo y vosotros andorreros nos hagamos una idea del lugar, ¡Recuerda! para entrar al templo hay que descalzarse, no llevar puesto sombrero o gorra.
La entrada a este templo está incluida en el ticket a la iglesia nueva de Santa María de Sion.

Terminada la visita fuimos caminando hasta los baños de la reina de Saba, también es conocido como Mai Shum
“agua del jefe” es un gran estanque, aunque dice que probablemente no fuera el lugar de baño de la reina de Saba, debido a ser un gran depósito de aguas. Pero lo que si se sabe es que ha sido utilizado durante siglos como fuente de agua. Cuando nosotros los visitamos pudimos ver como jóvenes, niños se bañaban en el lugar y otros incluso llegaban con garrafas para llenarlas de agua.

A unos metros más arriba en una pequeña habitación, mejor dicho, ¡una choza! se encuentra la Piedra Ezana, fue hallada por tres agricultores en el año 1988, tiene una inscripciones en sabeo, griego y geez, se cree que data de los años 330 y el 350. Para poder verla hay que pagar al guardia que hay en la zona una propina entre 20 a 50 birrs por persona (0,63-1,58 € aproximadamente).

 

A 2 km del lugar al oeste del centro se encuentra el palacio de Dungur, llamado palacio de la Reina Saba, fue construido entre los siglos IV y VI, hoy en día tan sólo son ruinas, se puede ver que en el centro había un gran patio, sala de audiencias, y las habitaciones principales se encontraban alrededor del patio. Pudimos acceder a una plataforma especie de torre desde donde pudimos obtener unas vistas desde arriba del palacio. Para acceder a él necesitas la entrada del campo norte de Estelas. Abierto desde las 8.00 h. hasta las 17.30 h.

Justo enfrente de él cruzando la carretera se localiza el campo de estela de Gudit, data entre los siglos II y IV, hoy en día son pocas las estelas que permanecen en pie. El lugar hoy se ha convertido en un campo de cultivo.

Esto fue todo lo que visitamos en la zona, también hay más lugares arqueológicos en Aksum para visitar. Decidimos regresar hasta el hotel, por el camino nos paramos en un puesto callejero donde compramos unas botellas de agua mineral, unas naranjas, una pieza de papaya y unos plátanos. Nos gastamos un total de 100 birrs (3,13 € aproximadamente).
Bueno andorreros, una ducha y a la cama a descansar.

Al día siguiente nos despertamos con el sonido de nuestros vecinos de habitación, tenían un gran jaleo, decidimos ya levantarnos arreglarnos y bajar a desayunar, terminamos de comer y abandonábamos la ciudad para ir hasta el aeropuerto de Aksum, a coger un avión de la compañía aérea Ethiopia Airlines, con destino a Adís Abeba, el vuelo tuvo una duración de 1 h. y 20 minutos. El billete nos costó un total de 99 € por persona.

Aterrizamos en la capital de Etiopía en el aeropuerto Internacional de Bole Adís Abeba, teníamos una escala de más de 14 h., decidimos coger una actividad para ir a visitar los lagos que hay cerca de la ciudad de Adís Abeba a unos 45 km. Pagamos por el servicio de furgoneta+guía un total de 30 € por persona.
La primera parada la hicimos en el lago Bishoftu, es el segundo lago más grande de Etiopía, decidimos almorzar en Dreamland Hotel and Resort, en el restaurante, desde donde pudimos obtener estas increíbles vistas a este lago, en su terraza. Pedimos como entrante una ensalada de verduras, un plato de pescado tilapia acompañado con verduras, y una pizza vegetal, de bebida dos botellas de agua mineral, dos cafés con leche. Pagamos un total de 320 birrs (9,98 € aprox.)

Terminada la comida, subimos en la furgoneta para ir hasta el siguiente lago esta vez el Irrecha, este es de menor dimensiones, comparado con el anterior, está situado en una zona llena de vegetación, con zonas habilitadas para hacer picnic, en el lago hay unas pequeñas embarcaciones que podrás realizar un paseo por sus aguas. El viaje tiene un precio de 100 birrs por persona (3,13 € aproximadamente). Permanecimos un rato en la zona tomando grabaciones, fotografías y contemplamos este bello lugar.

Retomamos la carretera para acercarnos hasta el lago Babogaya, por el camino hicimos una parada para contemplar una manada de camellos que se estaban desplazado, sus propietarios eran unos campesinos, que por cierto se molestaron mucho porque le tomamos unas fotografías a sus animales, había más de 500 cabezas, a su paso creaban una nube de polvo.

Ahora si, continuamos con el viaje hasta llegar al lago Babogaya, para obtener una increíbles vistas de él fuimos hasta el resort Babogaya, para acceder al recinto el personal de seguridad nos registro mochila y bolso, nos quitaron una botella de agua mineral que llevábamos. ¡Recuerda! debes tomarte algo en el lugar. Nosotros nos pedimos dos cafés con leche. Pagamos un total de 50 birrs (1,57 € aproximadamente).

Tocaba el momento de ir hasta la ciudad, escogimos un hotel Sunland Hotel, cercano al aeropuerto Internacional de Bole Adís Abeba, para darnos una ducha y descansar unas horas, antes del vuelo de regreso a casa. Alojamiento de tres estrellas, situado a 9 km del centro de Adís Abeba, habitaciones amplias, te obsequian con dos botellas pequeñas de agua mineral, wifi, aparcamiento, servicio de enlace al aeropuerto. Pagamos por la habitación un total de 30 .
La dirección es Namibia Street, Bole, Nefas Silk.

Regresamos al aeropuerto Internacional Bole Adís Abeba, para coger un avión con la compañía aérea Ethiopia Airlines, con destino final Madrid. Este billete de avión nos costó un total de 295 € por persona. Cuando llevamos 6 h. y 20 minutos de viaje tuvimos una escala técnica de 1 h., aterrizamos en el aeropuerto de Roma Fiumicino, no tuvimos que bajarnos del avión, simplemente bajaron los que se quedaban en Roma y subieron los que iban hasta Madrid. Durante el viaje las azafatas nos ofrecieron una cena, desayunos y bebidas. Pasado 2 h. y 30 minutos de viaje ¡al fin aterrizamos! en el aeropuerto Internacional Adolfo Suárez Madrid Barajas.

Bajamos del avión, pasamos el control de pasaporte de aduna, recogimos nuestro equipaje y nos fuimos hasta la parada de autobuses del parking de larga estancia de AENA. Cogimos nuestro vehículo y pusimos dirección a casa. En el camino hicimos una parada para repostar gasoil y desayunamos en Hostelería de Trueque SL., donde pedimos un zumo de naranja, un café con leche, media tostada de jamón serrano y otra media de atún. Pagamos un total de 7,73 €.
La dirección es Nacional IV, Km 98.
Continuamos con el viaje tuvimos un trayecto de 564 km, tardamos unas 5 h y 30 minutos.

Bueno, este fue nuestro paso por el país de Etiopía, algo corto pero intenso, los disfrutamos mucho, aunque seguro que volveremos en un futuro a la zona sur para conocer sus diferentes tribus.

 

 

Un saludo andorreros, nos vemos muy pronto.



'Qué visitar, ver y hacer en un viaje a Etiopía.' tiene 5 comentarios

  1. Abril 13, 2018 @ 12:21 pm Mario

    Buenas! he descubiero hoy vuestra página, muy buena y con información muy completa. Muchas gracias!
    Me voy a Etiopía en 10 días, estaré un par de semanas, entre Lalibela y Omo Valley.
    Me gustaría preguntaros por Lalibela: sabeis si las oraciones matutinas son todas las mañanas en Bet Medhane Alem o son en todas las iglesias? o solo algunos días…? Y me parece muy interesante llegar hasta la iglesias Yemrehanna Kristos, me podríais decir cómo llegar o dónde preguntar.
    Y sobre Addis Abeba, voy a estar dos medios días, me gustaría visitar Merkato (lo creeis arriesgado? porque he escuchado de todo) y algún otro sitio de Addis que merezca mucho la pena?
    Gracias pareja!!

    Responder

    • Abril 14, 2018 @ 1:04 am andorreandoporelmundo

      Hola Mario
      Nosotros en Adís Abeba visitamos el museo etnográfico, la catedral y museo de san Jorge, el museo nacinal de Etiopía y el mercado merkato. Este último no tiene porque ser peligroso tomando las medidas de seguridad. Los Etiopes todas las mañanas acuden al rezo de la oración. Para ir a la iglesia puedes ir en tuk tuc, taxi,etc. Buen viaje y que disfrutes de Etiopía es un país maravilloso.
      Un saludo.

      Responder

  2. Julio 30, 2018 @ 4:30 pm Adela Feerenandez Perez

    Hola chicos. Me han encantado vuestro canal de youtube y el blog de Etiopía. Me voy desde el 26 de Agosto hasta el 12 de Septiembre. Me gustaría tener información de vuestra mano sobre el tema mosquitos …..nuestra ruta es como vuestro viaje, solo que iremos hasta las tribus del sur. Nuestro acompañante de la agencia nos recomienda impregnar de permetrina toda la ropa antes de salir. Sin embargo en salud exterior nos han dicho que 2/4 horas, antes de usarla …..¿ que os parece ?. Gracias.

    Responder

    • Julio 30, 2018 @ 4:39 pm andorreandoporelmundo

      Hola Adela,
      Nosotros fuimos en el puente de diciembre, no había lluvias y tampoco vimos mosquitos en la zona. En la zona de la tribus tienes que tener más cuidado, el tema de mosquitos y alimentación.
      Como norma general en otros viajes el repelente se lo ponemos a la ropa unas pocas horas antes de usarla y en el cuerpo antes de salir del hospedaje.
      Buen viaje y disfruta de Etiopía.
      Un cordial saludo.

      Responder

  3. Julio 31, 2018 @ 12:38 pm Adela

    Muchas gracias por vuestro consejo……yo la voy a impregnar como comentas, me parece más práctico. Un abrazo desde Asturias.

    Responder


Introduce aquí tu comentario

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

© Andorreando por el mundo. Todos los derechos reservados.