Puente Carlos Praga

Andorreando por Praga

Viaje por República Checa.

Qué visitar y hacer en Praga.
Praga 
es conocida como la ciudad de las 100 cúpulas. Esta ciudad te hace retroceder en el tiempo, ofrece un ambiente medieval como si se tratara de un cuento.

República Checa cuenta con una superficie de 78.866 km² y una población que casi alcanza 10.600.000 habitantes. La capital es Praga.

Información útil:

La moneda es la Corona Checa.

El idioma oficial es el Checo.

Nuestro cuaderno de Bitácoras:

Salimos de casa con dirección al aeropuerto de Almería, donde cogimos un vuelo operado por la compañía aérea Iberia, con destino al aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas. El viaje tuvo una duración de 1 h. y 10 minutos. Llegamos y tuvimos unas escala de 30 minutos, pasado este tiempo volvimos a tomar otro vuelo operado esta vez por la compañía aérea AirEuropa, con destino al aeropuerto Internacional Praga Václav Havel. El trayecto fue de 2 h. y 50 minutos. Aterrizamos en el aeropuerto y nos desplazamos hacia el hotel Panorama Hotel Prague, para descansar, que al día siguiente nos esperaba un día lleno de visitas.

Nos levantamos bajamos a desayunar al comedor del hotel, una vez terminado, salíamos del hotel, no habíamos puesto los pies en la calle, cuando comenzó a llover.

Visitamos el monasterio de Strahov, fue fundado por Vladislao II en el año 1143. Dentro de este monasterio se halla la iglesia de la Asunción de la Virgen María, donde descansan los restos de San Norberto. Hoy en día aún desempeña el papel de monasterio. La iglesia sólo se permite visitar en el horario de culto. También hay una biblioteca compuesta por 2 salas, una sala teológica barroca y la otra sala filosófica clasicista. El horario de visitas de lunes a viernes de 12.00 h. a 17.00 h. sábados y domingos de 9.00 h. a 12.00 h. 12.30 h a 17.00 h. La entrada tiene un coste de 80 coronas checas por persona (2,97 € aproximadamente) La galería de arte es una de las pinacotecas más importantes de Europa central, tiene el mismo horario que la biblioteca. La entrada tiene un coste de 60 coronas checas por persona (2,23 € aproximadamente). La dirección es Strahovské nádvoří 1.

El castillo de Praga construido en el siglo IX, con unas dimensiones de 570 metros de longitud y 130 metros de ancho, es considerado como el castillo más antiguo y más grande del mundo. Ha sido lugar de residencia de los reyes de Bohemia, Sacro Imperio Romano Germárico. En 1918 paso a ser la residencia del presidente de la República Checa, desde ese año el presidente alberga en el lugar su despacho.

Dentro del castillo se sitúa los siguientes edificios: la catedral de San Vito, antiguo palacio Real, basílica y Convento de San Jorge, los jardines del castillo de Praga, callejón del Oro, torre Daliborka, torre de la Pólvora, torre Negra, torre Blanca. Para acceder al lugar hay varios tipos de entradas:

Visita circuito (A)
Con acceso a todos los monumentos y edificios tiene un coste de 350 coronas checas por persona (13 € aproximadamente).

Visita circuito (B)
Da acceso a la catedral San Vitro, callejón del Oro, torre Dailiborka, antiguo palacio Real, basílica de San Jorge. Tiene un coste de 250 coronas checas por persona (9,28 € aproximadamente) Se encuentra en 119 08 Prague 1.

Visita circuito (C)
Exposición “El tesoro de la catedral de San Vito”, Castillo de Praga Galería. La entrada tiene un coste de 350 coronas checas por persona (13 € aproximadamente).

Ofrecen más tipos de entradas para más información aquí os dejamos la página web:tickets-praguecastleforvisitors.

Horario de visitas en verano (de abril a octubre) castillo al completo de 6.00 h. a 22.00 h. historia del edificio de 9.00 h. a 17.00 h. Horario de invierno (noviembre a marzo) castillo al completo de 6.00 h. a 22.00 h. historia del edificio de 9.00 h. a 16.00 h.

La catedral de San Vito. Comenzada a construir en 1344 por orden de Juan de Luxemburgo, abrió al público en 1929, pero no fue acabada su construcción hasta el siglo XX. En su interior acoge la tumba de Wenceslao IV, coronación de los reyes de Bohemia y las joyas de la corona.

El antiguo palacio Real. Fue edificado en el siglo IX en madera, con el paso de los años fue experimentando diferentes cambios hasta llegar a ser este impresionante edificio que podemos ver.

La basílica y convento de San Jorge. Creados en el año 920 fue agrandado en 973 construyendo el convento que hoy en día alberga la colección de arte bohemio del siglo XIX de la Galería Nacional de Praga.

Seguimos hasta el callejón del Oro. Es una pequeña y estrecha calle, se localizada al lado del Castillo. El lado izquierdo de esta calle está llena de pequeñas casas que en su interior venden productos artesanales hechos a mano.

La torre Daliborka. Al principio fue cárcel de la nobleza y más tarde fue un lugar penitenciario para todas las clases sociales.

La torre Negra. Su nombre se debe a un incendio que sufrió y le dió el aspecto de color negro, fue una cárcel para los deudores.

La torre Blanca. En el pasado fue una torre utilizada como cárcel para la clase noble.

La torre de la Pólvora, edificada en el siglo XV con la función de hacer de fortificación del castillo.

Paramos para almorzar por la zona, una vez terminada la comida, por la tarde fuimos a la ciudad pequeña Malá Strana, donde visitamos la iglesia de San Nicolás, llamativa por su cúpula y campanario de estilo barroco. Edificada por orden de los Jesuitas en el año 1673, abrió al culto en 1711, no fue acabada hasta el año 1752. Horario de visitas de noviembre a febrero de 9.00h. a 16.00 h. de marzo a octubre de 9.00 h. a 17.00 h.
La entrada nos costó 70 coronas checas por persona (2,60 € aproximadamente) Dirección Malostranské námestí.

El puente de Carlos. Es el puente más viejo de la ciudad, su construcción comenzó en 1357. Fue finalizado en el siglo XV, con más de 500 metros de longitud y 10 metros de ancho. A ambos lados esta adornados por esculturas. El acceso libre. Se sitúa entre la Ciudad Vieja y Malá Strana.

La ciudad vieja Stare Mesto. Recorrimos sus callejuelas y su plaza principal, donde se encuentra el famoso reloj Astronómico de estilo medieval. Se localiza en la pared sur del ayuntamiento de la ciudad Vieja. Es bonito de observar cuando marca la hora en punto y salen las figuras de los Apóstoles y su melodía. La plaza de la República se ubica entre la plaza de Wenceslao y el puente de Carlos, esta llena de turistas que vienen a contemplar el reloj astronómico. Hora de visita todas las horas en punto. El acceso es libre.

Contemplamos el exterior de la casa Municipal, la torre de la Pólvora y por último pasamos por la plaza de Wenceslao. Fue un día agotador lleno de visitas acompañadas de lluvia. Tuvimos que pasar por una zapatería y comprar unas botas. Teníamos los pies calados de agua. Llevábamos 2 días que no cesaba de llover. Estábamos en el mes de julio, pues llovía y la temperatura era fría. Ya nos trasladamos al hotel a descansar para al día siguiente seguir visitado la ciudad.

Hoy nos levantamos, desayunamos y una vez acabado salimos con dirección a la ciudad Karlovy Vary, se encuentra a 130 km, 2 h., de distancia del centro de PragaKarlovy Vary es conocida por sus balnearios, por poseer una gran cantidad de fuentes termales de agua caliente. Ubicada en el valle Teplá entre montañas y bosques frondosos se sitúa este paraíso. Desde finales del siglo XIX y principios del siglo XX, esta ciudad se convirtió en lugar de residencia de músicos, escritores, artistas europeos, etc. Cada año la ciudad acoge el festival internacional de Cine de Karlovy Vary.

El día fue con lluvia pero más ligera y de vez en cuando nos daba una tregua. Visitamos el Géiser, chorro termal que alcanza los 12 metros de altura a 72ºC, es el manantial más caliente. Se puede comprar en cualquiera de las tiendas de souvenirs que hay en la zona una jarra de porcelana y beber del agua de la fuentes, cuidado está bien caliente.

Pasamos por la Columnata del Molino donde se hallan 5 fuentes termales donde pudimos beber de sus aguas.

En su casco antiguo se pueden ver edificios de estilo neoclásico, barroco y art noveau.

El balneario Imperial fue construido en el año 1895, edificio neorrenacentista, es uno de los más lujosos del lugar. Es un hotel de 4 estrellas superior, tiene otorgado el premio más importante Spa Resort y prestigioso de la República Checa. Nosotros simplemente lo contemplamos desde el exterior.

La iglesia de Santa María Magdalena data del siglo XVII, comenzada a construir en el año 1733 y finalizada en 1736, de estilo barroco. Está Declarada Monumento Nacional de la Cultura. Horario de apertura en mayo de 10.00 h. a 17.00 h. junio de 9.00 h. a 22.00 h. julio de 9.00 h. a 18.00 h. agosto de 9.00 h. a 17.00 h. Dirección Tržište 1, 360 01 Karlovy Vary.

Hicimos una parada para almorzar en el lugar, pasamos todo el día recorriéndonos la ciudad.

El parque Dvorak. Es un parque público lleno de una gran variedad en plantas y flores, donde se puede ver la columnata del parque, fuentes, etc. Un lugar ideal para hacer una parada y descansar rodeados de naturaleza.

Nos volvimos al centro urbano de Praga para cenar. Terminamos y nos fuimos al hotel para descansar. Al día siguiente poníamos rumbo hacia Austria, correctamente a Viena.

Bueno chicos, os podemos decir que Praga es una ciudad con mucho encanto. Seguro que con unos buenos días de sol suele brillar aún más.
En el próximo post os hablaremos de Austria. Fue nuestra segunda parte de este viaje.

Un saludo andorreros, nos vemos muy pronto.



'Andorreando por Praga' has no comments

Sé el primero en comentar en esta publicación

Introduce aquí tu comentario

Your email address will not be published.

© Andorreando por el mundo. Todos los derechos reservados.