Lago Pukati-Andorreando por el Mundo

Qué visitar, ver y hacer en lago Tekapo – lago Wanaka – Nueva Zelanda –

Viaje a Nueva Zelanda.

Visita a la isla sur de Nueva Zelanda. Qué visitar, ver y hacer en la población de Lago Tekapo y la ciudad de Wanaka.

El Lago Tekapo es una pequeña población localizada en la región de Canterbury. También visitamos la ciudad de Wanaka, tiene un lago llamado también Wanaka, es un destino elegido para realizar una gran cantidad de actividades deportivas.

Nuestro cuaderno de Bitácoras:

Después de 1 h. y 50 minutos de vuelo aterrizamos en el aeropuerto de Christchurch. Recogimos el equipaje, no nos paramos a visitar la ciudad de Christchurch. Sólo nos bajamos un momento en el centro, para tomar unas fotografías.
Esta ciudad el día 4 de septiembre del año 2010 sufrió un terremoto de 7,10 grados, no hubo muertos, pero en el centro de la ciudad se originaron grandes destrozos de inmuebles. Pasados unos meses el 22 de febrero del 2011 fue nuevamente sacudida por un seísmo de 6,3 grados destruyendo una gran cantidad de edificios como: la catedral Chirstchurch y la del santísimo sacramento, casas de particulares, edificios y los escombros de estos edificios al caer provocaron la muerte de 181 personas. El 13 de junio del 2011 se vio nuevamente afectada por 2 nuevos seísmo de 5,2 grados y otro con magnitud de 6 grados. Estos no provocaron daños. El 22 de diciembre del 2011 tuvo otros seísmos. Hoy en día se pueden ver como aún la ciudad presenta un estado de destrucción, es increíble. Es cierto que el estómago se nos revolvió al ver el lugar. Tuvo que ser horrible vivir esos momentos. Aquí os dejamos algunas fotografías del estado de la ciudad.

Salimos por carretera hacia el Lago Tekapo teníamos un recorrido de 244 km, por el camino nos encontramos un restaurante, y granja a la vez, nos paramos para almorzar en el lugar, vimos un letrero en su puerta, donde indicaban que hacían demostraciones de como los perros pastores guían a las ovejas en el campo, ver como destilan a una oveja. La verdad que nos llamo la atención, nos apetecía verlo. Se lo comentamos al camarero del bar y nos dijo que el precio de la actividad era de 20 dólares neozelandés por persona (12,97 € aproximadamente) Fue interesante verlo, todo esto rodeado de naturaleza.

Después de un trayecto de casi 3 h. y 20 minutos, llegamos hasta lago Tekapo, bueno esta fue la fotografía que pudimos sacar del lugar estaba atardeciendo. Nos alojamos en el hotel Peppers Bluewater Resort, que teníamos reservados en State Highway, una ducha y a descansar.

Nos levantamos bien temprano, estaba amaneciendo desayunamos y nos fuimos a tomar unas fotografías del lago, increíble el lugar. Ya nos encontramos algún chino que otro por la zona tomando fotos. El lago Tekapo tiene una superficie de 87 km², con una longitud de 27 km. Se localiza a 700 metros sobre el nivel del mar, en la isla sur de Nueva Zelanda. Se hace diferente por el color turquesa de sus aguas cristalinas. Bueno aquí yo (Elisabeth) tomando unas tomas de grabación con la Gopro, me pegue una caída que incluso me salió un pequeño cardenal en la rodilla, bueno sí, estaba un poco dormida, ya sí me desperté jejeje.

Continuamos y visitamos la iglesia de Good Shepherd construida en el año 1935. Esta pequeña iglesia edificada en piedra, es un lugar muy elegido por los neozelandeses para celebrar bodas, claro con las magníficas vistas que tiene al lago tekapo.

A es casos metros de la iglesia se localiza el monumento al perro ovejero, una escultura en bronce en honor de estos animales que desempeñan un papel importante de pastoreo, en terrenos montañosos.

El pueblo presentaba un aspecto otoñal con las hojas de árboles de color marrón ¡Qué fresco hacia! la chaqueta no estorbaba, lo que apetecía era llevarla abrochada, nos despedíamos del lugar con una fotografía postal.

Tomamos el vehículo tan sólo hicimos 40 minutos de trayecto y llegamos hasta el lago Pukaki de aguas cristalinas y turquesas tiene una superficie de 178, 7 km², una profundidad media de 47 metros. Al fondo del lago se puede ver el monte Cook. Fuimos a mojarnos las manos un poco, en sus aguas, porque para darnos un baño ¡Cómo que no!
el agua estaba helada.

Por el camino fuimos disfrutando del paisaje, el monte Cook, (que es el pico más alto del país con 3700 metros) así como de ríos y lagos.

Llegamos hasta Valle Tasman, desde el año 2014 el acceso, hasta llegar al valle es a través de una carretera asfaltada. Ya que hasta ese año era un camino estrecho de tierra ¡Qué alivio! Una vez que llegamos hicimos una caminata por unas escaleras para llegar al lago Verde. Fue maravilloso poder contemplar tal belleza natural.

Subimos hasta lo más alto, para poder ver el glaciar Tasman con 27 km de longitud y 13 metros de ancho, es considerado el mayor de los glaciares en la isla del sur de Nueva Zelanda.

En una zona habilitada que nos encontramos por el camino, hicimos un picnic para almorzar, el cual habíamos preparado para este día. Llegando al distrito de Waitaki, el paisaje cambio totalmente era un paisaje como de desierto, los lagos y ríos se quedaron atrás.

Seguimos haciendo kilómetros, hasta llegar a la ciudad de Wanaka donde pasaríamos la noche. Llegamos a última hora de la tarde, dimos una vuelta por el pueblo, donde hay una gran cantidad de tiendas, bares, restaurantes, etc. Se nota que es una ciudad muy turística. En este lugar se pueden realizar una gran cantidad de actividades deportivas desde: pesca, senderismo, montañismo, paracaidismo, esquí, etc.

El lago Wanaka tiene una longitud de 45 km, con una superficie de 193 km², ideal para practicar deportes acuáticos como: piragüismo, kayacs, botes, etc.

Nos despertamos y nos asomamos a la ventana de la habitación, podíamos ver como empezaban a caer gotas de lluvia. El día estaba gris y la temperatura había bajado, desayunamos, tomamos algunas fotografías del lago y abandonábamos Wanaka.

Pasamos por el pueblo de Cromwell, donde visitamos Old Cromwell Town. Vimos edificios que correspondían a los años 1860-1900. Nos encontramos con: galerías de arte, talleres de esculturas, pinturas, cafeterías, etc. Al lado se localiza el muelle que da al lago Dunstan, se hacen paseos en un barco de madera.
La minería de oro tuvo una gran  importancia en lugar. Vivió la fiebre del oro en el siglo XIX hasta terminarse el metal, durante los años 80 y 90, se construyó una presa y una central eléctrica. En el año 1992 el pueblo se inundó para dar paso al lago Dunstan. Las gentes del pueblo decidieron trasladar los edificios más antiguos a la zona más alta y los demás fueron restaurados. Así nació Old Cromwell Town y se comenzaron a cultivar en sus tierras frutas, gracias a su clima y ubicación.

Hoy en día es conocido como el pueblo de la fruta. Hay una gran cantidad de tiendas, puestos que venden frutas, nosotros nos paramos en uno de ellos he hicimos nuestra compra.

Paseamos y contemplamos el lago Dunstan donde tomamos algunas fotografías y llegamos hasta donde se encuentra el memorial, en homenaje a los hombres que dieron su vida en la Guerra Creat del 1914-1918.

Tomamos rumbo a Bungy Bridge en este lugar nació el puenting. En el año 1980 AJ Hackett y Henry dos chicos neozelandeses organizaron una actividad comercial de bungy, un salto desde el puente Kawarau próximo a Queenstown. Aquí se encuentra la empresa AJ Bungay new zealand. Ofrecen actividades llenas de adrenalina. Ofrecen 8 actividades que van desde Bungay jump hasta alta bungy jump. Los precios son muy elevados van desde 195 dólares neozelandés hasta 320 dólares neozelandés por persona (desde 126,39 € hasta 207,40 € aproximadamente) Nosotros al final no experimentemos la actividad, nos parecieron unos precios muy elevados.

Continuamos hasta llegar al pueblo de Arrowtown en el año 1860 en el río Arrow un pastor neozelandés encontró una pepita de oro, la noticia llegó hasta el continente asiático, donde más de 8000 chinos mineros abandonaron su país en el año 1862, en busca de la fiebre del oro. Ellos sólo podían buscar oro en los filones ya explotados, se albergaron se instalaron en el pueblo, al lado izquierdo creando Arrowtown Chinese edificaron sus propias casas y estuvieron hasta el año 1890, cuando ya no quedaba oro, algunos se volvieron de nuevo Asia y otros continuaron viviendo en el lugar. Hay una gran cantidad de carteles que dan información sobre el poblado. En algunas de sus casas es posible entrar aunque dentro no hay nada, algunas de estas viviendas han sido restauradas y otras no. Realmente las condiciones que tuvieron que vivir, no fueron muy buenas.

La Buckingham Street, es la calle principal del pueblo Arrowtown hoy en día estas viviendas de madera del siglo XIX, están transformadas para albergar bares, restaurantes, cafeterías, tiendas, etc.

Aquí hicimos una parada para almorzar. Luego realizamos una pequeña caminata, para digerir la comida, a través de un sendero señalizado, hay varias rutas para llevar acabó.

Cogimos el coche con rumbo a la ciudad de Queenstown, hicimos un trayecto que duró 25 minutos hasta llegar al lugar.

En el próximo post os contaremos nuestro último paso por el país de Nueva Zelanda, donde visitamos Queenstown y Milford Sound.

Un saludo andorreros, nos vemos muy pronto.

 



'Qué visitar, ver y hacer en lago Tekapo – lago Wanaka – Nueva Zelanda –' tiene 2 comentarios

  1. Diciembre 1, 2016 @ 10:03 pm Jose Lop

    Que país más bonito Nueva Zelanda y como os pusisteis en la cascada!! jajajaja.
    Seguimos vuestras peripecias, un abrazo.

    Responder

    • Diciembre 1, 2016 @ 10:20 pm andorreandoporelmundo

      Hola José.
      Si, Nueva Zelanda es un país espectacular, lleno de remotos lugares naturales donde el turismo no está masificado. Totalmente responsable para viajeros que les gusten los lugares insólitos.
      Saludos pareja 😉👍

      Responder


Introduce aquí tu comentario

Your email address will not be published.

© Andorreando por el mundo. Todos los derechos reservados.